linea erotica
Un sábado de embarazada

Un sábado de embarazada

Esta mañana me he decidido a escribir un poco, no mucho. Embarazada caliente de seis meses como estoy y ahora sola mientras mi marido ha salido con mi otro hijo al fútbol.
Cada día, así como estoy en la foto, me pongo más cachonda cuando leo vuestros relatos, lo hago a escondidas. Mi marido no tiene ni idea y lo bueno, es que muchas veces, gracias a leer me caliento y luego él se beneficia. Es decir, vuestras pervertidas historias provoca que Santi (mi marido) y yo follemos aún más.


Los líos de incesto siempre han sido un tema tabú y lo siguen siendo. Yo tengo que decir que me excito al leerlos. Y muchas veces me veo reflejada. Cuando mi bebé era pequeño todavía y le daba de mamar, en muchas ocasiones, aunque está mal decirlo, notaba algo más que el chupeteo de mi nene. Somos de carne y hueso, y entre el calor de tu hijo y el candor de mamar los senos hay muy poca diferencia. En muchas ocasiones cuando le daba de mamar me calentaba y mojaba sin querer, no creo que sea nada malo. Es solo una mujer con su hijo, en el acto más humano que pueda haber, darle de mamar. Y si eso, sin querer, provoca alguna reacción en mí, es inevitable. Si quieren puedo contarles cosas, cuando esté sola, ahora tengo que hacer cosas. Les dejaré una foto. Pueden comentar si quieren más.

Me pone cachonda este vídeo, a ustedes también?

Deja un comentario

Esta web es para mayores de 18 años.

Utilizamos cookies técnicas para el correcto funcionamiento de la web. No recabamos ningún dato de carácter personal con las cookies de la analítica web.

Política de cookies

O