Una noche tormentosa “A” ( una historia compartida) – Cuentos Cachondos

Esta historia sucedió con mi actual pareja, fue nuestra primera vez juntos y fue algoMaravilloso, es por eso que decidimos publicarla, para que no se pierda ningún detalle de aquella deliciosa noche….. Aquel verano llego Juan, le conocí hace dos años por internet, hablábamos casi todos los días y compartíamos muchas cosas, nuestra relación era muy buena, con él podía hablar de cualquier cosa y nos contábamos todo lo que nos pasaba, habíamos compartido males de amores, problemas, todo….. Cuando me dijo que se venía a España, le ofrecí mi casa, en ella vivíamos mis padres mi hermano menor y yo, se quedo en el cuarto de mi hermano Fran que ya estaba casado y vivía con su familia. Un día mis padres nos dijeron que tenían que viajar a otra ciudad por tres días, nos quedamos los tres en casa, Juan, mi hermano menor y yo, todo iba muy bien, mi amigo y yo teníamos una buena relación, aunque últimamente notaba que me ponía nerviosa su presencia, yo intentaba disimular, pero a veces le miraba y sentía algo que todavía no podía identificar. La noche siguiente de irse mis padres mi hermano me dijo que había quedado con su novia para cenar y volvería tarde, así que nos quedamos solos, estuvimos hablando y bromeando mientras preparamos la cena y yo seguía con esa sensación. No se que pasaba pero algo estaba cambiando. Cenamos y después de recoger la cocina me disculpe y me retire a mi habitación, siempre jugábamos una partida a algo o charlábamos después de cenar pero esa noche el hecho de estar solos me perturbaba…. Buenas noches, que descanses ….me dijo, dándome un casto beso en la mejilla, sentí unas cosquillas en el estomago y me fui nerviosa.Entre en mi habitación y me dirigí directamente al baño para abrir el grifo de la bañera, me tomaría un baño para relajarme, en verdad me obsesionaba su presencia y no podía apartar de mi mente sus ojos y sus labios carnosos, pero no podía pensar en eso, nosotros éramos buenos amigos nada mas.Empecé a desnudarme y de repente se ilumino la habitación, un rayo? Me pregunte, le siguió un gran trueno, una tormenta!!!! OHHH!!!! , me asustaban las tormentas desde que era una niña y no había podido superar este temor, pero debía ser fuerte… me metí en la bañera e intente relajarme, pensaba en él…. En su cuerpo que miraba disimuladamente cuando se movía por la casa, poco a poco casi sin darme cuenta empecé a tocarme pensando que eran sus manos y de pronto un nuevo trueno todavía más fuerte….Dios mío ¡!!! Parece que se va a caer la casa, Salí de la bañera, me puse un albornoz que estaba colgado en la percha del baño y descalza corrí por el pasillo hacia el cuarto de Juan, abrí la puerta y él estaba sentado delante del ordenador que mi hermano Fran se había dejado en la casa, sonaba una música suave y me miro…. Disculpa que entre así … le dije, pero has oído los truenos?, son tremendos, si… dijo él, es una gran tormenta, estas asustada? … si mucho…. Ven acércate, me senté sobre sus piernas y me abrazo, me recordaba aquellas veces cuando estábamos tan lejos y estaba mal o asustada, me ofrecía sus brazos con aquel emoticon del Messenger que simulabaUn abrazo, ahora los brazos eran de verdad y podía sentir el calor de su cuerpo contra el mío, después de un largo rato abrazados, le pregunte… que hacías? Navegando un poco antes de dormir, respondió, estaba leyendo esta página mitológica que encontré, habla sobre un continente perdido, la conocías? No… dije, pero es muy interesante, a ver… leímos juntos y de pronto toco mi pelo, Lo tienes húmedo, dijo, eso hizo que me diese cuenta de que ciertamente no me había secado al salir del baño porque me asuste tanto que Salí corriendo y luego entre sus brazos me había olvidado de todo, en verdad me sentía muy bien cerca de él, y no deseaba irme de su lado, pero haciendo un esfuerzo le di un beso en la cara y le dije, Voy a secarme el cabello, buenas noches, hasta mañana , dijo él , aunque había algo raro en su tono de voz, me levante y anduve despacio los escasos tres metros que había hasta la puerta, Salí al pasillo y cerré detrás de mi sin mirar atrás, tenia la sensación de que sus ojos me seguían y me puse más nerviosa , cruce el espacio que separaba mi alcoba de la suya y cerré la puerta de mi habitación muy agitada , me apoye en la puerta intentando tranquilizarme y después de unos minutos fui al baño y busque el secador en el armario lo encendí y me seque el pelo, pensando en él, lo cepille y me dirigí a la habitación, busque en los cajones de la cómoda un camisón blanco de seda muy cortito y escotado con unas braguitas a juego que guardaba para una ocasión especial que todavía no se había producido, estaba muy excitada, no podía apartar de la mente la imagen de Juan sentado delante de la computadora con un pantalón corto y su pecho desnudo, mire el reloj… las 12:35, lo pensé un segundo y me decidí , volví a salir al pasillo y entre en su habitación. El estaba tumbado sobre la cama y sonaba una música romántica muy suave, me senté a su lado y nos quedamos mirándonos, sobraban las palabras, sus ojos estaban brillantes y me imagino que los míos lo dirían todo en aquellos momentos. No puedo dormir con la tormenta puedo quedarme un poco contigo, claro me dijo, ven échate a mi lado.Hacia mucho calor y mi camisón se deslizo hacia arriba al acostarme a su lado dejando al descubierto mis braguitas, él seguía mirándome y yo muy excitada sin darme apenas cuenta lleve una mano hacia su espalda y le abrace, nos quedamos mirándonos y sin darnos apenas cuenta nuestros labios se acercaron, nos besamos mmmm , muy suavemente al principio para ir poco a poco profundizando mmmm, era delicioso, estuvimos así mucho tiempo, disfrutando de ese beso que era fantástico, yo recorría su espalda con mis manos y él me abrazaba muy fuerte, no quería que este momento se acabara nunca , cuando casi estaba sin respiración nos separamos un poco y lleve mi mano hacia mis braguitas casi sin darme cuenta, él me detuvo, cogiendome la mano y me dijo…. Deja que sea yo el que te de el placer que buscas, mmmmmmm, bien , le dije, toco mis pechos por encima del camisón y luego fue bajando su mano, empezó frotarme mi cosita por encima de las braguitas y yo empecé a gemir y a mojar el tejido mmmmmmmmmm, me estaba volviendo loca ahhhhhh!!! Juan…. dije entre gemidos y volvió a besarme,( siempre me habían atraído aquellos labios desde que vi. la primera foto que me enseño) introdujo su lengua en mi boca, sentí que me venia un orgasmo, estaba muy excitada, después de estarme tocando en el baño, y me entregue a ese beso con pasión gimiendo cuando podía separarme un poco de su boca , sentía sus manos por todo mi cuerpo, seguimos besándonos , comiéndonos, recreándonos en aquel interminable beso que duro mucho tiempo, yo temblaba entre sus brazos , sentía su cuerpo, mis pechos apretados contra su pecho, su pene erecto apretado contra mi vientre, después de bastante tiempo en esta posición., mmmmmmmm que delicia, él lamía y chupaba mi cuello y volví a gemir y a mover mi cuerpo rozándome con su pene, lo sentía muy duro en mi vientre, él respiro profundamente, se incorporo y me quito el camisón , se quedo mirando mis pechos (uso una talla 95 y estoy muy orgullosa de ellos) mis pezones se irguieron y endurecieron….. los toco y dijo mmmmmmm tienes un hermoso cuerpo, beso mis pechos, mi vientre, los muslos y mi conchita por encima de las bragas, estaban húmedas del orgasmo que había tenido, en esos momentos yo gemía y me movía suavemente tocándome los pechos y pellizcándome los pezones mmmmmmmmmmmm, un momento delicioso….. me quito las bragas y me paso la lengua por toda mi rayita , separándome los labios con sus manos, busco mi clítoris con sus dedos y empezó a frotármelo suavecito mmmmmmmm, ahhhhhhh, estaba en el cielo, Juan era un buen amante y sabia satisfacer todos mis deseos, me pidió que flexionara las piernas y comenzó a lamerme el clítoris , jugando su lengua con él mmmmmmmmmmmmmm empecé a gemir y a jadear más fuerte, nunca había sentido esas sensaciones y estaba totalmente fuera de mi , agarraba su cabeza, acariciando su cabello, estaba tan excitada que gritaba ( menos mal que no había nadie en casa) estaba empapada y lleve mi mano hacia allí justo encima de su boca y empecé a frotarme a modo de masaje, él me dijo …. Quiero que tengas un orgasmo para mi , yo gritaba mas fuerte, mmmmmmmmm iba a tener otro, jadeaba y movía mis caderas ahhhhhhh…. Mmmmmmm….., fue largo y muy intenso, increíble. Caí exhausta mmmmmmmmmmmmmmm que bueno, mmmmmmmmm, siguió largo rato lamiendo todos mis jugos, yo gemía cada vez mas despacito mmmmmmmm, delicioso, cuando termino de comerse todos mis fluidos, puso su cabeza sobre mi vientre y así nos quedamos un ratito hasta que me recupere, mmmmm me sentía muy bien. Cuando mi respiración se calmo un poco, él volvió a ponerme las bragas y se sentó en la cama apoyando la espalda en el cabecero, me coloque entre sus piernas, le bese en los labios y fui bajando despacito por su pecho lamiendo cada pedazo de su piel, mordiendo suavecito sus pezones para bajar por su vientre, le quite el pantalón y seguí lamiendo hasta encontrar su pene erecto, rojo, brillante mmmmmm como me gustaba aquello, pero pase de largo y recorrí con mi lengua sus ingles, los testículos y luego subí despacito pasando la lengua por su pene, al llegar al glande lo chupe y seguí lamiéndolo despacito , levante la vista y Juan me miraba , eso me excito aún más y me la metí toda en la boca mmm, que rico, me gusta mucho hacer esto, chupe arriba y abajo y Juan me dijo con voz ronca….. Lo tragaras?, le mire con su pene en la mano y masturbándolo despacito dije….mmm no se si me gustara… prueba y así lo sabrás …. bueno… dije yo, volví a chupar con mas ansia , a veces me la metía tanto que tenia que parar porque me ahogaba pero enseguida seguía y ahora era él que gemía y jadeaba , hasta que de pronto sentí algo con un sabor agridulce que llenaba mi boca, se me salía y decidí tragar un poco, pero mi boca se seguía llenando y yo seguía chupando y tragando aquel liquido espeso que salía de su cuerpo, él jadeaba muy fuerte y eso me excitaba tanto que empecé a lamer su pene hasta dejarlo bien limpio, después de un buen rato erguí la cabeza y vi que en su vientre había gotitas de esperma y lamí limpiándolo, con mis dedos cogí un poquito que había salpicado mis pechos y me los metí en la boca mirándole. Cuando termine de dejarlo todo bien limpio me senté entre sus piernas de espaldas a él y recosté mi cabeza en su pecho descansando, mmmmmmmmm que rico amor, dijo en mi oído…. te ha gustado, mi cielo, mmmmmm Si, me lo he pasado genial, dije yo…. esto solo ha hecho empezar, me dijo, y una especie de corriente recorrió mi cuerpo. De pronto se fue la luz…ohhhhhh!!! Ha sido la tormenta, no te preocupes yo estoy contigo, me dijo, no te asustes. Me apreté contra él y de pronto me acorde que en un cajón de la cocina había velas y se lo dije, bueno, vamos a por ellas , contesto, se puso los pantalones y yo fui solo con las braguitas, dijo: ven detrás de mi, salimos al pasillo, yo le abrazaba por la espalda y caminamos a tientas, estaba muy oscuro, bajamos muy despacito por las escaleras para no caernos, seguimos caminando hasta la cocina y al entrar tropezamos con una silla, nos entro la risa por la situación , jajajajajaj, te has hecho daño dije entre carcajadas, no no, dijo también riéndose, después de orientarme en aquella oscuridad, al fin encontré las velas con ayuda de un encendedor que habia en la encimera, me volví con ellas en la mano y prendimos fuego a la mecha de una de ellas, nos miramos a la luz de la vela y me agarro por el cuello y me beso, fue un beso largo y apasionado, después de unos minutos, decidimos volver a la habitación y encendimos dos velas más, que pusimos sobre la mesita de noche, la luz era tenue pero muy acogedora, se sentó en la cama abriendo sus piernas y me dio que me sentara entre ellas de espaldas a él mmmmmmmm, me sentía muy bien recostada contra su cuerpo, me acaricio el cabello y la mejilla, nunca me había encontrado mejor estaba muy relajada y a gusto, Diani, dijo bajito… estas mejor, se te paso el susto? Si, claro que si le conteste, continúo acariciándome las mejillas y el pelo y me dijo: sabes que sos muy importante para mí? Si, conteste y tu lo eres para mi, te quiero mucho, .cogi su mano y entrecruzamos los dedos y él me beso de nuevo en el cuello, busque su boca y volvimos a fundirnos en un beso increíble. Me abrazo y toco mis pechos pellizcando mis pezones que estaban muy duros y puntiagudos, los apretó juntándolos y se me escapo otro gemido, mmmm amor, me matas de placer, se levanto y tomándome de los hombros me echo suavemente en la cama, sus manos recorrieron mi cuerpo hasta llegar a mis bragas se agacho entre mis piernas y empezó a quitármelas con la boca,mmmmmmm le costo bastante, mordía sus bordes y tiraba hacia abajo, estaban empapadas por mis fluidos y las lamió mirándome….. mmmmmm esto me estaba poniendo otra vez a cien, tenia una expresión viciosa y siguió lamiendo hasta que las dejo bien limpias, las puso a un lado y metió sus dedos en mi vagina que saco empapados y se los llevo a la boca y los chupo mmmm estas muy rica …. Dijo. Se quito los bóxer, y me la metió un poquito, solo la puntita y luego empujo y me la metió toda de golpe mmmmmmmmmm, esto me hizo dar un grito, entonces se quedo quieto mirándome, yo había cerrado los ojos, me dijo… te duele? Abrí los ojos, le mire, No amor fue solo la impresión, mmmm me gusta….. Mucho…. Empezó a moverse despacito adentro y afuera, ….. mmmmmmm , su pene era grande y duro, me sentía totalmente llena y la sensación era fantástica, le sentía en cada movimiento, seguimos con un ritmo mas rápido perfectamente coordinados nuestros movimientos, así estuvimos largo rato, nuestros jadeos llenaban toda la habitación, yo estaba totalmente desconocida, gritaba, jadeaba , aquello era una autentica locura, de pronto me la saco despacito y se recostó en la cama , cogio mi mano y me pidió que me sentara encima , abrí las piernas y me coloque encima de su panza, agarrando su pene, introduciéndolo despacito , fui dejándome caer sobre él, se deslizo sin ningún problema pues estaba muy lubricada ,aaaaaahhhhhhh , me gustaba sentirme penetrada por él , empecé a moverme y él seguía mis movimientos, me apretaba los pechos, pellizcaba mis pezones ahhhhhhhh mmmmmmmmmmm, le sentía dentro de mi y sentí que de nuevo iba a irme y é jadeaba tanto que sabia que su orgasmo también estaba cerca, agarro fuerte mi cintura y presiono hacia abajo dando un gran gemido, eso hizo que se desatara mi orgasmo y fue lo mas maravilloso de la noche y caí acostándome en su pecho, te amo, quiero estar siempre contigo, dijiste, yo también amor, nos besamos y abrazamos, me incorpore y me acurruque a su lado recostando mi cabeza en su pecho, él me rodeo con sus brazos y nos dormimos placidamente.