Madura en la playa de Benidorm

Madura en la playa de Benidorm

Ayer con un desconocido en Benidorm, tuve la suerte y fortuna de disfrutar como ninguna. Morenota de arriba a abajo, sencilla y atractiva, tetona y resultona, un hombre de mediana de edad, algo más joven que yo, y más bajito, me hizo una buena mojada y empalada.
Mojada en la playa, rodeada de mirones, voyeurs, nudistas y hasta una mujer mayor desnuda, me miraban cómo ese hombre me la metía remetía entre arbustos, y yo muy a gusto. Una fotito de mi escandaloso bikini fosforito, verdoso a tantos les dejó muy animosos contentos.