Creciendo en cuernos y morbo

Creciendo en cuernos y morbo

Poco antes de casarnos mi mujer me confesó que me había puesto los cuernos con un ex. Ella es una bella morena baja y de mucho busto. Vivimos cerca de Buenos Aires. Me sentí raro, lo pensé, la perdoné y nos casamos. El morbo comenzó a crecer y logré que me contara cómo había sido todo, después de su relato tuve en claro que me encantaba ser cornudo y le pedí que lo repitiera. Mostró dudas, pero un año después me contó que un superior la rondaba y le pregunté si el tipo le gustaba, Después de titubear un rato me dijo que sí y entonces le pedí que lo hiciera, que me sentiría orgulloso de ella. Al tiempo lo hizo, y fue un gran morbo,me confesó que le gustó mucho con él, además el tipo es muy dominante y la tiene de esclava, eso nos excita mucho. La grabó haciendo de todo y sin decirle nada la subió a la web, nos enteramos un par de años después.
Más adelante se acostó con un compañero de trabajo(que le sacó estas fotos) y con otro tipo, que conoció ocasionalmente. A esa altura, ya estaba totalmente liberada y era una verdadera puta en la cama, Yo me acostumbré y disfruto mucho de mi rol cornudo, logré hacerla pasear desnuda por el hotel y en una calle a la noche, la vi mamar a otro tipo (un viejo sueño) e hicimos dos tríos, que disfrutamos mucho.
Les recomiendo a las parejas, si están de acuerdo, estas prácticas, son muy estimulantes para la pareja.

1 thought on “Creciendo en cuernos y morbo”

  1. Buenísimo. Me encanta todo ese juego. Yo practico con mi pareja y dos amigos por separado. Es sumamente muy grato busco amigos cornudos.

Leave a Comment